Barcas en una playa albanesa. Foto: Unsplash/Polina Rytova

Por qué tienes que ir a Albania antes que nadie: islas secretas, playas espectaculares y pueblos medievales

Desde hace no más de un año, Albania está en boca de todo el mundo. ¿Por qué? Sus playas paradisíacas y el poder de las redes sociales tienen la respuesta. Hoy exploramos una joya por descubrir.

Aleks Gallardo | 10 Abr 2024

En los últimos años, un país pequeño pero lleno de encanto en el sureste de Europa ha comenzado a llamar poderosamente la atención de viajeros de todo el mundo. Albania, con su rica historia, cultura diversa y paisajes naturales impresionantes, se ha convertido en el place to be y reclama su lugar en el mapa turístico global (por derecho).

Pero, ¿qué ha catapultado a este rincón del mundo a la fama? La respuesta se encuentra tanto en el poder de las redes sociales como en la belleza innata y los tesoros ocultos que Albania tiene para ofrecer.

El papel de las redes sociales en el auge de Albania

Las playas albanesas, con su arena suave, aguas cristalinas y la calidez del sol mediterráneo, han sido durante mucho tiempo el secreto mejor guardado de Europa. Sin embargo, en los últimos tiempos, imágenes y videos de estos paraísos costeros comenzaron a hacerse virales en las plataformas de redes sociales, atrayendo la atención de millones de personas en busca de nuevos destinos para explorar.

Lugares como Ksamil, con sus islas cercanas accesibles a nado, y la impresionante costa de Dhermi se han llenado de viajeros encantados por la autenticidad y la tranquilidad que ofrece Albania, lejos de las multitudes de los destinos más conocidos (al menos de momento).

canon-albania-mar
Un paraje natural en Albania.Foto: Unsplash/Drini Teta

Este fenómeno digital ha jugado un papel crucial en el crecimiento del turismo en Albania. Los viajeros modernos, siempre alerta de experiencias únicas y destinos no saturados, han encontrado en TikTok una fuente inagotable de inspiración.

Albania, con su mezcla de belleza natural, precios accesibles y hospitalidad bien entendida, ha sabido aprovechar este movimiento, posicionándose como un destino de moda para aquellos que buscan algo diferente.

Los tesoros mejor escondidos de Albania

Más allá de sus playas, Albania es un país de sorpresas y maravillas ocultas. Desde las antiguas ruinas de Butrint, un sitio del Patrimonio Mundial de la Unesco que ofrece una ventana al pasado greco-romano del país, hasta la ciudad de Gjirokastër, conocida como la "ciudad de piedra", Albania está repleta de tesoros históricos que esperan ser explorados.

iglesia-reloj-paisaje-albania
Campanario de una iglesia albanesa.Foto: Unsplash/Envi Taraku

Los entusiastas del aire libre se encontrarán en el paraíso en el Parque Nacional de Llogara, donde los picos montañosos se encuentran con el mar Jónico, ofreciendo senderos de trekking que atraviesan paisajes de impresionante belleza (algo similar a lo que ocurre con Salzburgo con sus montañas y amaneceres)

Para aquellos interesados en la cultura y la tradición, los pueblos de montaña como Theth y Valbona ofrecen una inmersión en el estilo de vida rural albanés, con oportunidades para experimentar la hospitalidad local y degustar la cocina tradicional.

¿Por qué es Albania un destino atractivo para viajeros?

La creciente popularidad de Albania como destino turístico no se debe únicamente a sus paisajes o a la viralidad de sus playas en las redes sociales, que algunas parecen sacadas de una villa privada en las Maldivas. Lo que realmente hace que Albania sea atractiva para los viajeros es la combinación de su riqueza cultural, su historia profunda y la posibilidad de vivir experiencias auténticas en un país que todavía se siente sin descubrir.

Además, Albania ofrece una excelente relación calidad-precio, lo que la hace accesible para una amplia gama de viajeros, desde mochileros hasta aquellos que buscan lujo asequible.

pueblo-albania
Casas en la Albania más rural.Foto: Unsplash/Victor Pot

TURIUM TIPS

Gjirokastra, la ciudad de piedra. Conocida como la "ciudad de piedra" debido a sus calles empedradas, esta ciudad te transportará a otra época. No puedes perderte el castillo de Gjirokastra, las vistas desde allí son impresionantes.

Las playas de Ksamil. En el extremo sur de Albania, cerca de la frontera con Grecia, se encuentran las idílicas playas de Ksamil. Conocidas por sus aguas cristalinas y suave arena blanca, son el destino perfecto para los amantes del sol y el mar. Desde aquí, también puedes visitar las islas de Ksamil, accesibles con un corto viaje en barco.

Berat, la ciudad de las mil ventanas. Otra joya Patrimonio de la Humanidad es Berat, famosa por su arquitectura única y sus casas con fachadas llenas de ventanas que miran hacia el río Osum.

El Parque Nacional de Llogara. Ubicado a lo largo de la carretera costera que une Vlorë con Sarandë, el Parque Nacional de Llogara ofrece algunas de las vistas más espectaculares de la Riviera Albanesa. Ideal para los amantes de la naturaleza por sus numerosas rutas de senderismo.

Shkodër, la cuna de la cultura albanesa. Situada en el noroeste de Albania, Shkodër es una de las ciudades más antiguas del país. Es conocida por su castillo, el lago de Shkodra (el más grande de los Balcanes), y su vibrante vida cultural.